Comunicación, Noticias

Se firmó el Fideicomiso “Forestales en acción” para apoyar al MIDES en la emergencia sanitaria

Este lunes 25 de mayo a las 10 horas en el MIDES se realizó la firma del Fideicomiso “Forestales en acción”, instrumento elegido para poder canalizar los aportes económicos del sector en la lucha contra el Covid-19. Contó con la presencia del ministro Pablo Bartol,  el presidente de la Sociedad de Productores Forestales, Diego Mora y Gabriel Delpiazzo, como fiduciario.

La Sociedad de Productores Forestales ha promovido entre sus socios una contribución excepcional de US$ 1,5 por hectárea para colaborar en la atención la emergencia sanitaria. Hasta el momento se han recaudado más de 520.000 dólares, lo que será destinado, por medio de este Fideicomiso, al MIDES. La finalidad del aporte será atender necesidades sociales que deriven de la situación de emergencia sanitaria que vive el país, así como la situación de las personas en situación de calle.

La asignación de los recursos será de un 50% para la región metropolitana y 50% para el interior del país. En el interior se priorizarán las regiones con mayor actividad forestal, como son la región Norte (Rivera, Tacuarembó y Cerro Largo) y la región Este (Rocha, Lavalleja y Treinta y Tres).

El presidente de la SPF, Diego Mora destacó como el sector forestal, desde que se desencadenó la pandemia, se preocupó por el impacto que iba a tener a nivel social y se organizó para poder colaborar, eligiendo un instrumento innovador que permite un claro control de todas las partes involucradas.

Por su parte el ministro Pablo Bartol agradeció a la SPF por canalizar la ayuda del sector a través del MIDES. Hizo énfasis en que la ayuda se destinará a las personas en situación de calle para proporcionales «su lugar en el mundo» e invitó a más empresas o grupos de empresas o personas a sumarse a este instrumento.  

Esta forma de contribución del sector forestal se suma a otras ya realizadas, cómo lo es el aporte de las empresas a la campaña #noscuidamosentretodos por más de medio millón de dólares, con el fin de adquirir insumos y equipamiento médico para la emergencia sanitaria y la donación de 30.000 dólares para el alquiler de módulos instalados en la Rural del Prado, en coordinación con la Asociación Rural del Uruguay.